Ir al contenido principal

5 Motivos por los que tu marido fantasea con verte con otro hombre.

Si aún estás sorprendida por enterarte de la fantasía de tu marido, no sufras.
Aquí comparto los cinco motivos por los que sueña con ver esa fantasía realizada. No sufras. Tu marido no es un degenerado. Lee y entiéndelo mejor.

1. A tu marido le gustaría estar en el lugar tuyo, es decir, es un soñador cruzado, eso si, muy morboso.

Algunos hombres se excitan al pensar en sí mismos como mujeres, aunque les cueste reconocerlo a sus parejas.

Esto puede incluir fantasías de encarnación femenina completa o algo parcial como usar ropa interior femenina. El soñador cruzado es técnicamente heterosexual, pero también sueña con ser una mujer teniendo sexo con otro hombre. La visión de su esposa durmiendo con otro hombre induce una respuesta erótica en parte morbosa, en parte empatía y en parte envidia.

Esto te parecerá confuso, pero el sexo cruzado es un área confusa de la sexología. Este tipo de hombres a menudo se sienten atraídos sexualmente y simultáneamente por sus esposas, y a la vez que se sienten atraídos por la idea de haber recibido lo que ha experimentado su mujer (les dije que era un poco confuso).

La psicología del cuerno en el caso de un soñador cruzado es, por lo tanto, un caso de proyección: quiere ser la mujer que está siendo tomada por un "hombre real". Esto no debe interpretarse, sin embargo, que literalmente quiera ser su esposa, ni que sea homosexual.



2. El marido tiene un fuerte fetiche hacia la humillación.

En caso de que no lo supieras, algunos hombres se excitan con la humillación recibida. No me crees? Bueno, teclea el término "marido humillación pene pequeño" en Google y ve los miles de resultados y videos de bellas mujeres riéndose del pene pequeño de su marido. Y adivina qué: su pequeño pene se pone duro porque se enciende al ser humillado.

Así que,  hay hombres que están en la humillación y la disfrutan mucho ... ¿y qué es más humillante para un hombre que ver como un "hombre real y muy varonil" satisface a su esposa?

Esta acción es el santo grial de la humillación.

Pero, ¿por qué a los hombres y mujeres les gusta la humillación en primer lugar?

Mi creencia personal (como se postula en otros artículos) es que proviene de nuestra ascendencia simiesca. Los simios viven en sociedades jerárquicas en las que el alfa obtiene todas las parejas porque los simios están programados para ser atraídos por el alfa. Cuando un hombre es humillado por una mujer (o viceversa), su programación de simios la etiqueta como alfa y se siente tremendamente atraído por ella; cuanto más lo humilla, más excitado se vuelve.



3. Porque el esposo es bisexual o bi-curioso.

Algunos hombres heterosexuales tienen algunas fantasías gay , mientras que otros tienen fantasías mixtas con un hombre y una mujer. Estas fantasías mixtas pueden ser la consecuencia de una sexualidad que es solo "semi-gay" o un hombre que está demasiado avergonzado para fantasear sobre el sexo del hombre sobre el hombre. Es muy común encontrar a hombres que te confiesan que por nada del mundo besarían a otro hombre, pero sin embargo, en un momento dado, le harían una felación o recibirían sexo anal.

Cualquiera que sea la causa, el cornudo le da a un hombre heterosexual la oportunidad de acercarse a otra gran verga dura y a otro hombre musculoso dentro de su marco heterosexual y aprobado socialmente.

No hay psicología complicada de entender aquí: básicamente, al marido le gusta un poco el amante de ella.



4. Porque es un hombre iluminado ... o ... un tradicional cornudo.

Para algunos hombres, el ser cornudo no es un comportamiento retorcido que los enciende, sino una cuestión de relaciones abiertas. Él le permite a la mujer tener otros amantes porque él es una persona iluminada que está pensando en las necesidades sexuales de ella.

La palabra cornudo ha estado en uso durante siglos y proviene de una palabra francesa para el cuco, un ave que pone sus huevos en otro nido de pájaros. En la historia literaria, un cornudo es un perdedor que no puede satisfacer a su esposa. Ella se burla de él sin piedad y duerme con muchos hombres, por lo que está engañado contra su voluntad ... y él no tiene la voluntad de dejarla.

5. Todo lo anterior o un poco de cada una.

Sin embargo, cuando miro las causas anteriores de por qué les excita, no me atrae una respuesta clara...

... pero todas ellas un poco.

En primer lugar, es un soñador, así que tiene la parte de empatía / proyección. En segundo lugar, le gustan los tipos ... pero no del todo,.  En tercer lugar, le gusta un poco de buena humillación pasada de moda.





No sé que pensais al respecto. Yo a mi marido lo incluiría en todas las clases. Porque igual que no apetece siempre lo mismo, yo creo que depende del momento, se va cambiando. A los hombres en general les gusta y excita disfrazarse de mujeres (no hace falta más que ver el carnaval), así que del tipo 1, más o menos todos tienen algo. El ser humillados es depende de la relación con su pareja. Las fantasías de sumisión son muy comunes. Eso no significa que un día no quiera ser él quien lleve las riendas. Hay días que disfruta con tu sexualidad,  y la potencia. Te regala ropa, complementos. ¿Porqué? Porque en el fondo le gusta verte sexy, libre, atractiva.
Espero me deis un poco de feedback para pensar que opinais.

Besos y Feliz Año 2018 a todas (y todos).

Alicia


Comentarios

Anónimo ha dicho que…
En mi caso, siempre me ha gustado dar placer a mi pareja, cuando más placer más me ha gustado. Ella siempre estuvo bien servida, nada que ver con penes pequeños, pocos preámbulos o poco tiempo de duración... al revés más bien todo perfecto. Por entonces veíamos películas x y mi pareja se excitaba mucho viendo escenas de tríos de dos hombres y una mujer... todo vino por ahí, un trío con una mujer le hacía sentir insegura pero un trío con otro hombre era una victoria... entonces fue una especie de generosidad mia que a la vez me aportaba la satisfacción de verla excitada, con un trío con otro hombre abríamos la puerta a algo desconocido, un tabú a lo prohibido, algo que parecía muy morboso y excitante... y así fue, aquella primera vez notábamos que las energías se multiplicaban y todo fue muy excitante. Ella siempre fue encantandora, siempre preguntaba hago esto? o estás bien ? Entonces un un que hago, la toque y estaba más que húmeda, chorreando así que me puse frente a su boca, lo que propició ponerse a cuatro patas y le dije chupamela un poco, dejándola expuesta y abierta a su primera penetración en mi presencia...No voy a recrearme en los detalles pero fue genial ...y el miedo desapareció, fueron experiencias compartidas, que nos dieron más confianza mutua. Afortunadamente mi pareja siempre supo diferenciar entre el sexo y el amor. No se Alícia que tipo soy yo ?
Ignacio

Gusano Pajillero ha dicho que…
Me parece muy acertados estos cinco puntos yo creo que tengo uno poco de todos los puntos siendo el mas fuerte la humillación. Espero algún día poder sentir una experiencia cuckold es mi mayor fantasía.
Anónimo ha dicho que…
Como siempre tiendes a dabatir. Lo que sigo esperando es a tus artículos, más opiniones de mujeres y/o ESPOSAS+ que de nosotros.
En base a mis experiencias propias y a la par ajenas compartidas tanto como tercero en cuestión como tercero en debate y opinión en una charla abierta , los cinco motivos que expones son basicamente los que vienen a tomar cuerpo sobre una mesa redonda. Un poco agobiado dentro de este mundillo, espíritu, por motivos superficiales nunca mejor dicho y otras circunstancias, he dado un paso más allá y creo que mi lugar está en el bdsm. Es un espíritu muy profundo con inumerables ramas por así decirlo. En ellas también se da el asunto ESPOSA+ o sumisa+ o Dómina+ . Cada cual con su particularidad. Sobre la humillación , punto 2. Lo has redondeado de forma completa sin parecerse a mis biblicos comentarios. Algo que se agradece. En cuanto al símil "Simios" indagaré porque en mi también está una pasión por lo natural del que estamos cada vez más alejados y sus raices que siguen ahí en nosotros querramos o no. Dependiendo de la infección "urbana" de cada cual. Hasta la fecha que se sepa compartimos más de chimpancés con sus estructuras Alfa violentas y una teoría que va cobrando algo de luz en la cuestión de lo que compartimos en la nuestra cadena valga la redundancia, genética. Los bonobos. Que siendo simios como nosotros y el resto de los mismos incluidos los chimpancés, usan una socialización gerárquica y resolución de conflictos muy diferente. A base de puro sexo todo el día para todo. Esa teoría aun en minoría apunta que somos por desgracía más chimpancés que bonobos y de los bonobos su calor sexual. No estoy del todo deacuerdo pero prometo mirarlo sobre el asunto simio/humillación. Ya que como señalo, de chimpancé vendría el "aquí te pillo aquí te mato y remato" y de bonobo, sería un SIMIO+ [ ; ) ] en referencia a ese punto. En el bdsm, no al 100% la humillación forma parte de ese espíritu. Yo no la comparto. Personalmente por poner un ejemplo sabes que existe el tema shibary de las cuerdas. A mi me atrae el atar pero sin cuerdas. Con mi mirada y un par de gestos como fórmula de expresión corporal . Que es lo que en su conjunto usamos los mamíferos entre otros. Hay tema. Y me faltan ESPOSAS+ y mujeres+ aquí que enciendan debates e iluminen dudas . Un abrazo como siempre y un placer leerte.
Anónimo ha dicho que…
Me identifico con el primer comentario, en mi caso se trata de lo mismo de hacerla disfrutar, de proporcinarle placer, verla gozar es lo que mas me pone. Es una especie de retroalimentacion. Nada que ver con mal sexo ni con humillaciones, que no me gustan de ningun tipo. No me identifico con ninguno de los motivos que expones.
Felicidades Diosa!, haces un muy buen blog.

saludos
MalagaSensual ha dicho que…
Muy interesante.

Saludos desde www.malagasensual.com
Anónimo ha dicho que…
Me pasa como a anónimo. Le compro la palabra "retroalimentación". El hecho de ver mi pareja gozando con otro me parece fascinantemente excitante y de una sofisticación sexual suprema. La mejor peli porno es mi esposa y yo pudiendo presenciarlo.
Mi amada esposa totalmente emputecida es mi máxima aspiración sexual, pero nada más lejos de la realidad: llevo unos 10 años intentándolo y no le he conseguido contagiar ni una décima parte de mi morbo.
Anónimo ha dicho que…
Quizás en mi situación encuentres la explicación a que haya pocos comentarios femeninos
Anónimo ha dicho que…
Es excitante oír s la esposa contar sus experiencias sexuales mientras se folla
Att trendemedianoche69@gmail.com
Anónimo ha dicho que…
Excelente Blog... Felicidades
Anónimo ha dicho que…
En mi caso, no tengo claro porqué me excita saber que mi esposa tiene amantes. No soy sumiso para nada y el tema de humillación no me hace sentido. Para nada me siento humillado por sus amantes. Mi esposa siempre me ha confirmado que yo he sido su mejor amante, por varias razones y le creo, pues el sexo entre nosotros es completo y muy satisfactorio para ambos. Pero también tengo claro que me gusta que mi amada goce y disfrute sus experiencias con otros hombres, no solo en términos sexuales, sino toda esa adrenalina y alegría que percibo en ella cuando se va a reunir con alguien. Me considero un hombre que disfruta el erotismo y una de las razones por las que amo a mi esposa es que ella también tiene una especial sensibilidad por lo morboso, sabe despertar en mí sensaciones y deseos. Es capaz de excitarme solo con un gesto de sus labios, o hacerme llegar al orgasmo solo diciendo un par de cosas en mi oído mientras gozamos el sexo.
En lo personal, me excita profundamente verla con otros, besándose, morreándose, teniendo sexo desatado. Y por supuesto luego estar con ella, sentir su cuerpo transpirado, rezumando fluidos sexuales, relajándose satisfecha amorosamente abrazada a mí. Muchas veces se queda dormida abrazada a mi cuerpo, agotada por una sesión de sexo exquisito con alguno de sus amantes, su cabeza sobre mi pecho, ya saciada completamente. Y esas veces aunque yo no he llegado al orgasmo, siento una sensación de completitud, un estado mental de paz total y completa de sentirme unido a ese ser humano tan hermoso y vivo. Amo a mi esposa, la amo con locura, con pasión, soy enormemente feliz y agradezco a Dios por tenerla a mi lado, poder mirar sus ojos bellos, la transparencia en su mirada, su sonrisa hermosa, disfrutar su cuerpo maravilloso y compartir mi vida con ella, no solo en lo sexual y erótico, sino en todo sentido, aspectos intelectuales, emocionales, en fin. Me siento un hombre enormemente afortunado por la compañera que tengo a mi lado.

Entradas populares de este blog

La historia de Belén, por poner un nombre.

Estoy saliendo con cuatro hombres fuera de mi matrimonio, y el dormir con ellos ha hecho mi relación con mi marido más fuerte. Sé que va a sonar mal, pero es así.

El perseguir múltiples relaciones ha tenido un impacto positivo en mi matrimonio.
Lo descubrí por casualidad. Hicimos una encuesta sobre fantasías y nos rebeló bastantes ideas. Mi sorpresa fue que a él le excitaba imaginarme con otros, o compartiéndome. Yo realmente cuando me masturbaba pensaba en situaciones, u otros hombres. Me gusta mi marido, pero siempre he fantaseado con otros.

He admitido estar en relación con cinco hombres diferentes a la vez - sólo uno de los cuales es mi marido - y afirmo que los otros hombres en mi vida realmente han ayudado a fortalecer mi matrimonio. Ahora diría que somos indestructibles, porque los dos disfrutamos de este estatus. Si viera que él no disfrutara evidentemente no lo haría.

Soy una mujer de 39 años y había  estado en relación con mi marido durante la mitad de mi vida, pero afirmo q…

Varios Consejos Prácticos de UNA que ya dió el paso.

Voy a tratar de aportar desde mi experiencia un poco de luz a este aspecto. 

Intentaré ser lo más práctica y real para las mujeres "dudosas".

No creo que se deba considerar este artículo como una guía para todas, pero no descarto que pueda servir a más de una pareja para ver los beneficios y los contras de esta práctica y afianzar así su relación de pareja.

¿Eres una más entre los millones de mujeres que se enteraron de que su marido fantasea con que tengas sexo con otros hombres?

¡Bienvenida al club!

Espero que hayas pasado el shock inicial. Tal vez incluso has llegado al punto en el que no es necesario que te diga lo afortunada que eres. Si no es el caso, entonces debes saber que puedes llegar a este punto si sientes lo que otras mujeres como yo hemos aprendido.

Si eres como la mayoría, no eras consciente de que tu marido tenía estos deseos al principio. Llevabas tu vida matrimonial pensando que conocías a tu marido mejor que él mismo. ¡Ja, ja! Muy gracioso.

Dependiendo de cuán…